Nuevas vías hacia la comunicación creativa

ene 28, 2015

Año y medio después de aventurarnos en la maraña emprendedora seguimos redefiniendo VALBHY como modelo de negocio en función de nuestro ingenio, las leyes del mercado y el oráculo de Delfos. Excitante combinación. ¿Qué opciones hay para reinventar un estudio de diseño? Básicamente, todas.

Durante la última década, dos han sido las maniobras más recurrentes – por reclamadas – en ese sentido; el giro hacia el terreno de la consultoría, y la proyección de calendarios de cursos y talleres ad hoc. De hecho, la reacción y el choque estético provocados por un diseño y su creación parten de pautas, fases y cualidades que se pueden interpretar y transmitir. Así es cómo la responsabilidad, la sensibilidad y la capacidad celebratoria de un diseño y su proceso de creación se integran en experiencias transferibles con forma de talleres, coachings y consultorías. El servicio en ambos casos tiene un mismo objetivo: el ser humano, sus necesidades y relaciones con lo que le rodea. En VALBHY llevamos un tiempo inmersos en este proceso, nos encanta hacerlo y sacar chispas de todo ello, enriquecer, liberar y abrir el espectro. Es una manera de explorar lo desconocido. Pero hay más.

diseño estratégico

¿Por qué hablamos de diseño estratégico? Diseñador y cliente final, diseñador e imprenta, diseñador e ilustrador, diseñador y emprendedor… diseñador y usuario. Perfiles aparentemente antagónicos, capaces sin embargo de acercar posturas para conocer los objetivos comunes que debieran articularse en la creación de un producto, y estar en sintonía, ser capaces de interactuar y delegar, de revisarse tareas mutuamente, atando cabos, tensándolos, relacionándonos. Ese es nuestro perfil.

Diseño estratégico con enfoque integral, orgánico y creativo

El enfoque integral permite ir más lejos, permite experimentar, proponer y volver atrás definiendo cada proyecto según soluciones completas. Supone incorporar la estrategia, la táctica y la logística adecuadas, según cada proyecto. Es superar la burbuja del social media, del mockup y de la experiencia de usuario, o la que toque este momento. Es conseguir obviar un contexto institucional agónico y perverso, y colaborar con todos los perfiles aliados, pasando del #DIY al #DIWO (do it with others), aportando vida al diseño en un entorno mutable y perecedero. Por eso es orgánico. Y también es trabajar con la cultura y la creatividad – ¡Hola, Industrias Culturales! – sin manosear ese último concepto, entendiendo la creatividad como el recurso más preciado y lúdico del que disponemos, no como instrumento de explotación al servicio de la economía, en definitiva. Y divulgar todo este enjambre, y disfrutarlo, y mantenernos a partir de ello. Ah, sí, ganar dinero… Vivir con y de los proyectos en los que creemos, y en los que trabajamos. Ya está dicho, ¿cómo lo veis? Mientras tanto, seguiremos madrugando.

Bibliografía, algunas referencias y otros recursos básicos

 

2 Comments. Leave new

Anna Maria Piera
28 enero, 2015 9:09 pm

Tener una idea y encontrar el camino para desarrollarla a través del trabajo en equipo, de la colaboración, de la interacción. Escuchar y ser escuchado. Establecer dialogo… Totalmente gratificante y reparador !

Responder
Fco Javier Muñoz González
5 febrero, 2015 8:06 am

Para mi lo fundamental de vuestro negocio es el planteamiento y el buen equipo que hacéis.
Con vosotros he aprendido a perder el miedo a las redes sociales y a organizar la comunicación de mi negocio de una manera sencilla, directa y en definitivas cuentas EFICAZ.
Gracias chicos

Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>